Biblioteca de Alejandría

Biblioteca de Alejandría
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

this widget by www.AllBlogTools.com

lunes, junio 20, 2011

Los libros más censurados de la historia



Y siguiendo con el tema de la Intolerancia, les presento a continuacion, un especial. Tres articulos de "Los libros mas censurados de la historia", con los link para que lean los libros (si asi lo apetecen), en general, de esa lista, me leeria todos, menos dos (por conciencia social y religiosa), sea como sea, ustedes son los que deciden que libro leer, y nadie debe juzgarlos por su decision, o peor aun!, nadie debe censurarles lo que leen...

Bueno, aqui va la 1 parte del articulo:


Gabriella Campbell el 6 de diciembre de 2009 (En Lecturalia)

Todos sabemos que desde el principio de los tiempos los libros han sido una fuente de preocupación para el poder, en cualquiera de sus formas. El peligro del pensamiento propio, el riesgo de las nuevas ideas, la posibilidad de la revolución y la mecha de la disconformidad eran algunos factores que impulsaron a lo largo de los siglos a la quema, recorte y prohibición de múltiples obras. Desde la propia Mesopotamia, en la que determinadas tablillas eran destruidas por ser consideradas impías, impropias o incendiarias, hasta nuestro propio siglo XXI, en el que la historia de dos pingüinos macho que adoptan una crí­a es rechazada por libreros estadounidenses y Harry Potter es acusado de satanismo, los libros han sido maltratados por considerarse peligrosos de una forma u otra. Por supuesto contamos con la famosa lista Index Librorum Prohibitorum et Expurgatorum de la Santa Madre Iglesia (si bien no se ha renovado desde 1966), pero a dí­a de hoy se mueve en numerosos círculos el famoso índice de libros del Opus Dei, puntuados por peligrosidad del 1 al 6, desde válido hasta para niños a mejor consulte a su director espiritual antes de leer esta bazofia. A continuación voy a enumerar algunos de los libros que más han dado que hablar y que más han movilizado a dirigentes polí­ticos y religiosos, comunidades de madres preocupadas y otros conservadores en general:



-1984, de George Orwell. Todo un clásico en el farragoso terreno de la paradoja: Un libro que trata de la censura que es censurado. Hoy en día todavía provoca dolores de cabeza a los sectores más retrógrados, debido a su talante pro-comunista y su contenido sexualmente explí­cito. Este curioso terreno también incumbe a Farenheit 451, de Ray Bradbury, obra prohibida en algunos colegios estadounidenses: una obra que trata de la quema de libros, de la prohibición del libro, es prohibida. Curiosamente, una de las razones por las que se ha prohibido esta obra entre católicos conservadores es que, al parecer, aboga por la quema de libros, entre ellos la Biblia. Obviamente algunas personas no se leen los libros antes de vetarlos.



-Los versos satánicos, de Salman Rushdie. Suficiente como para que se emitiera una fatwa contra el escritor de origen indio. El libro fue prohibido en su país natal y en su país de residencia, Inglaterra, además de ser quemado en diversas manifestaciones públicas de grupos islámicos extremistas.



-Lo que el viento se llevó, de Margaret Mitchell. Aunque nos parezca increí­ble, en su momento la novela atrajo numerosas quejas debido a su uso de las palabras damn (maldita sea) y whore (puta). Tampoco gustaba que la protagonista se casara más de una vez. Nada que nuestros niños no vean en los anuncios de la tele ahora, pero en 1936 hizo arquearse mas de una ceja. Recientemente la novela ha suscitado reproches una vez más, pero por corrección polí­tica, por su inherente racismo y el uso de la palabra nigger, con connotaciones claramente despectivas. Razones parecidas impulsaron a algunos colegios a eliminar de su lista de lectura obras como La cabaña del Tí­o Tom, Matar a un ruiseñor o Las aventuras de Huckleberry Finn



-Alicia en el Paí­s de las Maravillas, de Lewis Carroll. ¿Por qué? Muchos pensaréis, es por aquello de que se sospecha que el Sr. Carroll fuera un malvado pederasta. Pues no. Resulta que en la provincia china de Hunan la obra fue prohibida en 1931 porque contení­a animales que hablaban. Las autoridades argumentaron que esto poní­a al mismo nivel a animales y seres humanos, y que por tanto era inaceptable.



-Belleza negra, de Anna Sewell. Otro caso curioso de censores mal informados. Un clásico de la literatura juvenil anglosajona, la obra fue prohibida en Sudáfrica durante la época del apartheid, ya que un censor relacionó las palabras belleza negra con algún tipo de tratado sobre los derechos de la población negra, sin saber que lo que reivindicaba el libro eran los derechos de los animales.

Segunda parte del articulo:

Los libros más prohibidos de la historia (II)
Gabriella Campbell el 8 de diciembre de 2009, en Lecturalia

Siguiendo con el post inicial sobre libros que han sido censurados o directamente prohibidos a través de los tiempos, continuamos con la lista de obras “peligrosas”, “revolucionarias” e “incendiarias”:



-La Sagrada Biblia. La Biblia es posiblemente la obra más recortada, modificada, censurada y problemática de toda la historia. Prohibida en muchos países y existente en varias versiones, incluso en la Edad Media se procuraba que no fuera leída en su totalidad por seglares y que no fuera traducida a idiomas vernáculas. Por otro lado, contiene todas las temáticas que han sido raíz de prohibiciones y censuras en otras obras: violaciones, incesto, asesinato, racismo, infanticidio, etc. Directamente relacionada con nuestra siguiente propuesta.

-El Cantar de los Cantares (atribuido al Rey Salomón): Durante siglos la Iglesia ha mantenido que se trata de una obra alegórica, donde los versos explícitamente sexuales no son más que metáforas del amor entre el creyente y la divinidad. También ha aconsejado desde siempre a los sacerdotes jóvenes a evitar la lectura de esta obra para evitar “suscitar pasiones”. Si la obra es alegórica, ¿por qué es peligrosa? ¿Tal vez porque habla de pechos, labios y demás? ¿Tal vez porque se cree que el Rey Salomón tuvo varios cientos de esposas y concubinas?



-Los cuentos de Canterbury, de Geoffrey Chaucer: Una de las obras más importantes de la lengua inglesa, ha sido prohibida en varios centros de enseñanza estadounidenses y hasta 1895 no se podía enviar por correo en todo el territorio de los Estados Unidos. Y es que el uso de palabras como “cunt”, “arse” y “shit”, eso sí, en inglés arcaico, no era considerado muy correcto. Al uso de una muy conocida obra nuestra, El libro del buen amor, del Arcipreste de Hita, contiene a su vez varias escenas picantes que hacen santiguarse a los sectores más conservadores.



-La naranja mecánica, de Anthony Burgess, es otro de los libros que más problemas ha tenido con nuestros queridos libreros estadounidenses. Supuestamente todas las quejas y objeciones han sido a raíz de su “lenguaje inapropiado” (está claro que no entienden el Nadsat); lo que indica que no tienen ningún problema con la extrema violencia que en ella se muestra. Un poco como los que muestran conflicto con videojuegos como Los Sims (por su contenido “erótico”) y ninguno con el GTA: San Andreas.



-La trilogía de His Dark Materials (La materia oscura), de Philip Pullman. Uno de los casos más curiosos de censura, lo que el periódico The Atlantic llamó “Cómo Hollywood salvó a Dios”. La conocida película La brújula dorada consiguió convertir una obra pro-ateísmo y antirreligiosa en una bonita fábula moral al estilo cristiano de Lewis en Narnia (el propio Pullman definió su obra como “moralmente opuesta a Narnia”, definiendo la visión de C.S. Lewis como “obscena”). Volvemos al puritanismo estadounidense: las obras más controvertidas son las que incluyen sexo, palabrotas y ateísmo. En La materia oscura Pullman mata, literalmente, a Dios; así que es obvio que iba a tener problemas.

Tercera y ultima parte del articulo:

Los libros más censurados de la historia (y III)


Gabriella Campbell el 13 de diciembre de 2009, en Lecturalia

Terminamos con una tercera y última parte de la serie de artículos sobre libros prohibidos, censurados, recortados y vilipendiados en general por políticos, fanáticos religiosos y familias conservadoras de Massachussets:



-Las uvas de la ira, de John Steinbeck. La obra tuvo una recepción crítica salvaje, fruto del enfrentamiento entre los que consideraban el libro como una representación justa y necesaria de la terrible situación de la comunidad agrícola de California y aquellos que la consideraban una exageración de tintes comunistas y un compendio de violencia e inmoralidad. Hoy en día el consenso es que la obra fue prohibida y quemada en público por una razón mucho más sencilla: Le daba mala prensa a California.



-Lolita, de Vladimir Nabokov. Estaba claro que ésta tenía que aparecer tarde o temprano. Su retrato de la obsesión de un hombre hecho y derecho por una adolescente condujo a una prohibición en Francia, Reino Unido, Argentina, Nueva Zelanda y Sudáfrica. El personaje principal, Humbert Humbert, es experto en literatura francesa, citando, entre otros, a Gustave Flaubert, cuya obra magna, Madame Bovary, también fue censurada repetidamente en su nativa Francia, por sus connotaciones sexuales y morales al tratar el tema del adulterio.



-La metamorfosis, de Franz Kafka. De las pocas cosas en las que estaban de acuerdo nazis y comunistas: La metamorfosis exigía censura. No queda muy claro por qué no pasó el filtro de los censores de Hitler ni de Stalin, es posible que su terrible nihilismo se considerara demasiado cruel para lectores que ya convivían en un estado de desconcierto y alienación.



-Mein Kampf, de Adolf Hitler. No podemos dejar de mencionar un libro que, incluso a día de hoy, sigue manteniendo intacto su carácter polémico. Si bien en Alemania se prohíbe su venta, no es ilegal poseer una copia ni tomarla prestada de una biblioteca, aunque las versiones para bibliotecas se hallan editadas y comentadas. Recientemente Amazon y Barnes and Noble consiguieron permiso para vender ejemplares de Mein Kampf en su web alemana, pero decidieron paralizar estas ventas por presión de la opinión pública. Respecto a otros países, el contenido político y racista del libro ha impulsado diferentes medidas. Así, en Canadá, la mayor franquicia de librerías, Chapters/Indigo, se niega a vender la obra. En Francia se trata de una obra accesible al público, siempre que la edición en concreto lleve una serie de notas de acompañamiento. Estados Unidos no parece tener ningún problema con su venta y lectura (aquí ya se sabe que sólo molestan los pingüinos homosexuales y las palabrotas de Margaret Mitchell, como ya apuntamos en artículos anteriores), sin embargo tanto Austria como China prohíben su posesión y venta, si bien en China puede consultarse en determinadas bibliotecas, sólo para fines documentales.

En México también es ilegal comprar o poseer una copia, si bien es posible encontrarlas en algunas librerías pequeñas y algunos comercios “piratas”. En Holanda se considera ilegal vender la obra, pero es perfectamente legal poseerla y prestarla. Suiza es un caso especial, ya que su inexistencia en dicho país se debe más a una cuestión de derechos de autor y de traducción que de censura. En la antigua URSS la obra se hallaba vetada, pero en la actualidad está disponible y se reedita con frecuencia, si bien en 2009 se abogó, sin éxito, por su prohibición.
Por supuesto hasta aquí hemos mencionado sólo algunos de los libros que han ido arrastrando polémica y censura a lo largo de su tiempo de vida, tal vez los más llamativos. Seguro que vosotros, los lectores, conocéis muchos más. Google lleva un par de años celebrando la “Semana de los libros prohibidos”, en la que se fomenta la lectura de las obras que más controversia han provocado en los últimos años. Algunos colegios, conscientes del atractivo de lo prohibido, han conseguido que sus alumnos lean algunos clásicos de la literatura universal simplemente colocándolos en una estantería de su biblioteca donde colgaron carteles con indicaciones como “no autorizado para menores de 14 años” o “prohibida su lectura por contenido inmoral”.



Saludos!


P.S. Otro articulo sobre libros prohibidos.

Bye!

3 comentarios:

~Lectora Voraz~ dijo...

Qué entrada tan curiosa.
Hay varios títulos que me gustaría leer. Son de esas novelas que dices: "Ésta me la apunto, tengo que leerla SÍ o SÍ"

Besotes y gracias por este curioso post ^^

Cande dijo...

Cuántos libros censurados u.u
Un besote !

Chucho dijo...

¡Excelente artículo!

Me sorprendieron varios de esa lista.

Ratings and Recommendations by outbrain